Guia de Posgrados


¿Qué hace falta para entrar en universidades como Oxford o Harvard?


¿Qué hace falta para entrar en universidades como Oxford o Harvard?

¿Qué hace falta para entrar en universidades como Oxford o Harvard?

Cambridge, Oxford, Harvard, Yale… la memoria colectiva no se equivoca y las mejores universidades del mundo se mantienen en lo alto del ranking. Un postgrado en uno de estos centros puede abrir las puertas de una trayectoria profesional de éxito pero no está al alcance de todos. ¿Qué hace falta para entrar?

Adolfo Díaz Úbeda – Redacción Mastermas – El director de cine Daniel Sánchez Arévalo estudió en la Universidad de Columbia, la escritora Ana María Matute fue becaria en Indiana y el bioquímico Joan Massgue cursó estudios en Brown University. Al igual que ellos, otras personas relevantes de la vida científica, artística o empresarial de nuestro país han pasado por una universidad de primer nivel. Casos como los de Guillermo Fesser, Javier Solana o Mariano Barbacid demuestran que acceder a un postgrado de relevancia internacional es un sueño posible.

Pero, ¿de qué centros hablamos? Sin duda, casi cualquier persona puede mencionar las mejores universidades del mundo, ya que la lista no ha cambiado en los últimos años. QS, una institución especializada en la valoración académica internacional, ofrece cada año su ranking de las mejores universidades. En el más reciente la lista la encabeza la Universidad de Cambridge (Reino Unido), seguida de Harvard (EE.UU.), el Massachusetts Institute of Technology (MIT, EE.UU.), la Universidad de Yale (EE.UU.) y la de Oxford (Reino Unido).

A partir de ahí, la lista continúa con centros principalmente norteamericanos, la mayoría dentro de la conocida como la “Ivy League” (la liga de la hiedra), el selecto club de las universidades más antiguas y prestigiosas de los Estados Unidos. Aparecen también centros británicos, suizos o canadienses. Y en el puesto 22 nos encontramos con la Universidad de Hong Kong, que representa una de las tendencias de la lista: la aparición entre los centros de referencia mundiales de universidades asiáticas. A la de Hong Kong se suman, en este sentido, la Universidad de Tokio, y la National University de Singapur.

¿Qué diferencia a un postgrado “top”?

Las universidades de primer nivel del mundo utilizan el término inglés ‘World Class Teaching’ para definir la mejor educación posible en el ámbito internacional. Las principales características de un postgrado en estos centros es que, desde el principio, se asume que los estudiantes se preparan para ser líderes (políticos, económicos, artísticos, académicos, de investigación) en su comunidad, o incluso de ámbito internacional. Se trata además de clases ofrecidas por profesionales o profesores de primer nivel mundial, a los que se añaden líderes de referencia en cada una de las facetas (ex presidentes, premios Nobel, etc.). En un postgrado en lo que podríamos llamar la “Ivy League internacional”, la investigación supone avances reales en el futuro de cada disciplina, y se da mucha importancia a la relación interpersonal entre los alumnos.

Neven Blaskovic, graduada y máster en Ciencias Físicas por la Universidad de Oxford, nos cuenta que este año comienza un doctorado en física de partículas (DPhil Particle Physics) en el mismo centro, y destaca como una de las diferencias cualitativas de la formación en Oxford “la gran inversión que se hace (por parte del gobierno, empresas y donaciones) para fomentar las labores de investigación, lo cual permite reunir un cuerpo docente de élite”.

Por su parte, Pascual Martínez, que cursa actualmente un doctorado en la facultad de Ciencia y Tecnología de la Universidad de Tokio, destaca la cantidad de recursos y organización destinados a conseguir que el estudiante sólo tenga que preocuparse de aprender y de investigar. Además, Pascual señala otros aspectos que revelan la calidad del centro, como “eventos sociales para conocer a otros estudiantes, un estudiante japonés asignado como tutor personal que me ayuda ante cualquier problema de la vida diaria, un ordenador personal cedido, o el alto nivel de los laboratorios, con numerosos recursos que aceleran el ritmo de las investigaciones y multiplican la productividad”.

¿Cuáles son los principales requisitos?

Cada universidad tiene unos requisitos concretos determinados y, además, cada facultad tiene los suyos, por lo que es difícil generalizar. Sin embargo, se puede hablar de unos mínimos comunes, a los que se añaden otros factores por el mero hecho de tratarse de centros extranjeros. En este sentido, no sólo se exigirán en el proceso de selección requisitos académicos, sino de idioma, económicos y burocráticos (visados, documentación). La documentación relativa a estos requisitos debe ir traducida al inglés con certificaciones oficiales, y se añade en el momento oportuno en el proceso de solicitud que, actualmente, en todos los centros se realiza en línea.

Los requisitos mínimos comunes son: una licenciatura universitaria, que deberá haberse cursado en un centro de prestigio o, al menos, en un centro que tenga un mínimo reconocimiento internacional; un nivel de calificaciones excelente; dominio del inglés, que suele demostrarse a través del TOEFL o el IELTS (realizado menos de dos años antes de la entrada), dominio del idioma del país (japonés, alemán, etc.); haber realizado con puntuación alta el test de aptitudes verbales y numéricas GRE; y dos o tres recomendaciones de profesores universitarios. Se suele pedir además un documento que acredite que se tienen fondos económicos suficientes para sufragar la estancia.

Dependiendo de la universidad pueden existir pruebas de acceso específicas, como es el caso de la Universidad de Tokio. En másteres o doctorados relacionados con el mundo de la empresa el test requerido suele ser el GMAT en vez del GRE, y la puntuación requerida depende del programa al que queramos acceder, aunque siempre será cercana al máximo de la escala.

Algo a tener en cuenta es que el nivel de exigencia en cuanto a calificaciones y puntuaciones en tests es extremadamente alto, y candidatos que no cumplan este requisito son automáticamente descartados. Por ejemplo, en un máster en Economía en la Universidad de Harvard la puntuación de los alumnos en el test GRE ronda los 780(de un máximo de 800). No es de extrañar que en este mismo centro el porcentaje de alumnos finalmente admitidos oscile entre el 5 y el 10% del total de las solicitudes.

Yoko Takemoto, representante del departamento de relaciones públicas de la Universidad de Tokio, nos informa de que “tanto en los exámenes de acceso para los programas master como de doctorado (PhD) es muy importante que el aspirante pueda demostrar su capacidad para mantener un nivel académico o de investigación de primera fila a nivel mundial. Aparte, en según qué programas o cursos, es necesario demostrar nivel alto en inglés o japonés”.

Paradójicamente las universidades “top” asiáticas son las más exigentes en cuanto a certificados de inglés. Suelen pedir un mínimo de 100 puntos del TOEFL iBT Test (TOEFL a través de Internet), de un máximo de 120, mientras que centros como Harvard consideran suficiente para la mayoría de los programas una puntuación de 80.

En las universidades asiáticas se pueden cursar varios programas de postgrado en inglés, siendo más frecuente esta opción en los territorios más internacionalizados, como Hong Kong o Singapur. Pascual Martínez nos comenta que “muchos estudiantes que quieren acceder a la Universidad de Tokyo están preocupados porque piensan que las clases serán solo en japonés, sin embargo para los estudiantes extranjeros de máster y doctorado hay un programa llamado ‘English Program’ (en este caso en la facultad de Tecnologías de la Información). Si te inscribes, la universidad te asegura que podrás graduarte asistiendo sólo a clases impartidas en inglés, escribiendo los informes en inglés, siendo supervisado en inglés, etc. Aunque estando registrado en el ‘English Program’, también puedes asistir a clases impartidas en japonés. En la Universidad de Tokyo hay muchos Premios Nobel y es genial asistir a sus clases, ¡aunque sean en japonés!”.

En cuanto a requisitos opcionales, se pueden solicitar otras muestras de aptitudescomo disertaciones o publicaciones. También es frecuente solicitar un escrito de motivaciones, que puede influir algo en la selección para programas de investigación. En ocasiones se tienen en cuenta los objetivos de investigación declarados por un candidato que desee realizar un doctorado y, si concuerdan con los de un departamento necesitado de investigadores éste puede apoyar la candidatura. Otro documento que puede aportar puntuación a un candidato en el proceso selectivo es el currículum vitae, en el caso en que se tenga experiencia profesional.

En lo referente a plazos, la recomendación es iniciar el proceso de solicitud con al menos un año de antelación. En este momento la mayoría de los centros están recibiendo solicitudes para ser evaluadas de cara al curso 2012-2013. Algunas de estas universidades tienen dos períodos de entrada (septiembre y enero), mientras que otras sólo admiten alumnos nuevos en septiembre.

Una vez que se han superado las primeras fases de selección, los estudiantes son llamados para una entrevista personal. Es el caso de Neven, en la Universidad de Oxford: “Para mí, ésta fue la parte más difícil, ya que te enfrentas a tres catedráticos que te hacen una batería de preguntas orales específicas sobre el campo que deseas investigar durante unos 20-30 minutos. En mi caso, no hubo pruebas adicionales.”

Fuente: ¿Qué hace falta para entrar en universidades como Oxford o Harvard? (Mastermás)

www.guiadeposgrados.com

Te aconsejamos leer también

1 comentario for “¿Qué hace falta para entrar en universidades como Oxford o Harvard?”

  1. lorena dice:

    ¿hace falta prepararse desde los primero cursos de la eso?

Leave a Reply

PUBLICIDAD

Acceder - BlogNews Theme by Gabfire themes